Receta para hacer con niños: cookie gigante de chocolate

Las vacaciones de Navidad son largas. Al menos las del cole, y tener a los niños entretenidos tantos días no es nada fácil. Además de actividades al aire libre, manualidades con rollos de cartón, mercadillos navideños, museos y parques, siempre es buena idea meternos en la cocina con ellos.

Y lo que sin duda va a encantar a pequeños y grandes es esta cookie tamaño gigante que además de estar riquísima, la podemos preparar en un momento. Una buena forma de hacer la espera de los Reyes Magos más llevadera -si les dejamos una esta noche seguro que triunfamos- y aprovechar este último fin de semana navideño.

Ingredientes

  • 120 gr. de mantequilla
  • 100 gr. de azúcar blanco
  • 120 gr. de panela (o azúcar moreno)
  • 1 huevo
  • 220 gr. de harina
  • 5 gr. de bicarbonato
  • Extracto de vainilla
  • Una pizca de sal
  • 100 gr. de pepitas de chocolate

Preparación

1. Ponemos la mantequilla unos segundos al microondas hasta que tenga textura de pomada, y la mezclamos con el azúcar blanco y la panela.

2. Añadimos el huevo y la vainilla, y mezclamos bien.

3. A continuación añadimos la harina, el bicarbonato y la pizca de sal, y amasamos con las manos hasta conseguir una masa espesa.

4. Mezclamos la masa con las pepitas de chocolate y reservamos unas cuantas para decorar la parte superior de la galleta.

5. Untamos con mantequilla la base de un molde para horno y ponemos la masa aplastándola con las manos hasta que quede igualada. Introducimos el molde en el horno, precalentado a 180º, con calor arriba y abajo durante 35 minutos.

6. Sacamos del horno, dejamos templar y desmoldamos.

5 COMENTARIOS

  1. Hola Array,

    La textura tiene que quedar como una cookie, crujiente por fuera y tipo «goma» por dentro, de ahí que veas dos colores en la masa, pero en efecto esa era la intención. Es importante que no se pase el tiempo de horneado porque quedaría seca del todo y perdería la gracia.

    Un saludo.

  2. A mi me parece cruda por abajo. Aunque puede que sea la intención, se ven los dos colores en la masa.

  3. Vamos a ver…

    «Cookie» = «Galleta»

    Yo no veo ni a gringos ni a británicos traducir nada innecesariamente. ¿Por que hay ese complejo a emplear el idioma patrio?

    Por lo demas, tiene buena pinta.

Los comentarios están cerrados.