El desayuno de los jóvenes aislados en hoteles de Mallorca: lamentable (pero mejor que muchos hospitales)

A primera vista no da ni para una Nutriscore C. O sí, que ya se sabe que con lo del semáforo nutricional es fácil hacer colar batidos y bollería industrial como algo relativamente sano.

Pero vaya, que lo que aparentemente se les está dando de desayunar a los estudiantes aislados en diversos hoteles de Mallorca tras el aluvión de contagios de Covid-19 sería la pesadilla de cualquier nutrionista: batido de chocolate, dos magdalenas con una pinta poco apetecible y una naranja con muchos puntos de acabar sirviendo de arma arrojadiza entre balcones.

No es que seamos mal pensados, es que, por lo visto, entre las actividades de ocio de algunos de los confinados está lo de tirar cosas desde la ventana. Seguro que, como siempre, la genialidad es cosa solo del más listo de la clase, pero en cualquier caso la imagen general del grupo y sus progenitores no está quedando demasiado bonita.

Porque pese a entender la lógica preocupación por los hijos y pasando por alto todas las preguntas lógicas que alguien se debería haber hecho hace unos meses -¿viaje de estudios?, ¿sin vacunar?, ¿de fiestas masivas?- y otras más filosóficas -¿de qué nos extraña su actitud después del concepto de «libertad» que abanderan algunos?-, el tema de la alimentación en los hoteles que los acogen parece que se está convirtiendo en tema de debate.

Se come peor que en la cárcel, critican algunos de los chavales. Desconocemos el menú penitenciario y deseamos que sea bueno y equilibrado, pero comparar unos días de aislamiento con los gastos pagados en un hotel de Mallorca con una cárcel, en medio de una pandemia mundial, tampoco ayuda a que apetezca empatizar con estos estudiantes viajeros.

Pero sí, es verdad que el desayuno en cuestión no es de recibo. Da igual que, como dicen algunos, ellos preferirían pizza, que merezcan un mendrugo de pan y todas esas cosas que se dicen en las redes. Si las autoridades son las encargadas del asunto y de alimentarles, se debería hacer en condiciones.

Aclarado este punto, claro, nos parece mucho más preocupante que el desayuno que vemos en la foto sea muy parecido al que se sirve en algunos hospitales a niños en tratamiento. Por no hablar de las pizzas y similares de los comedores escolares que durante semanas se sirvieron en algunos colegios de la Comunidad de Madrid. O de las críticas de algunos pacientes del famoso hospital Zendal al estado de la comida que recibían. 

Son solo tres ejemplos rápidos de las aberraciones nutricionales que con dinero público se cometen a diario en este país y, además, para niños y pacientes. Así que bienvenida la preocupación de los padres por lo que durante estos días están comiendo sus hijos mientras pasan la cuarentena en Mallorca. E incluso la de los jóvenes, por poco creíble que pueda resultar para la mayoría.

Ojalá, eso sí, les dure cuando su pequeña pesadilla pase, puedan volver a casar y elegir ellos el desayuno.

4 COMENTARIOS

  1. no, si encima querrán buffet libre no te jode… ¿esto no lo van a pagar los papis de su bolsillo verdad?? No, a pagar los demás! de coña!!

  2. Hola, muy buen blog! Lo sigo siempre que hay alguna publicación. Respecto a lo que comentas, estoy totalmente de acuerdo con que eso no es un desayuno equilibrado lo miremos por donde lo miremos, tampoco saludable. Pero por otro lado… es el reflejo de la alimentación que tenemos como sociedad!! Si es que lo extraño es encontrar familias que coman bien! Nosotros en casa nos preocupamos mucho, nuestros hijos de 3 y 5 años no saben lo que es el chocolate „dulce“ (a duras penas han probado el de 90% cacao), ni un batido, ni zumos de frutas (como mucho fruta licuada en casa han probado), ni un yogur que no sea natural sin azúcar… de procesados, poquitos (ni pan ni pasta les damos a menudo al considerarlos procesados) y somos los megararos de nuestro entorno! La de veces que tenemos que oír que: pobrecitos por una vez… no han probado cocacola? No han probado petit suisse? Pero si lleva sólo fruta…. Es muy triste que como sociedad nos alimentemos así de mal así como también lo es la crítica constante! Si este desayuno no es más que un reflejo de lo que comen niños y chavales! Probablemente quien lo pensó da lo mismo a sus hijos!! Ojalá fuesen sólo estos días que estos chavales se alimentasen de esto…!!!

  3. No digo que sea el mejor desayuno del mundo, pero sí es lo que desayunan la mayoría de esos críos en sus casas. Están teniendo que aprender a porrazos, ya que no fueron educados antes, la vida les ha decidido dar una lección.

Los comentarios están cerrados.