Sangría con té, la receta del cóctel que no te esperabas

De las incontables maneras de preparar una sangría, seguramente ésta es una de las más curiosas. Porque, puestos a reivindicar un cóctel con muy mala fama pero que, bien hecho, puede estar estupendo, ¿por qué no buscarle una vuelta más?

La idea es de Tea Shop, que entre su gama de sabores exóticos y veraniegos para preparar té frío tiene uno de, efectivamente, sangría. ¿Y a qué sabe? Lo hemos probado y, efectivamente, tiene ese punto de frutas blancas y cítricos que, sumado al color, recuerda a la sangría. La idea es tomarlo muy frío, y la verdad es que resulta bastante refrescante y nada empalagoso.

De todos modos, este té de sangría se puede usar como base para un cóctel que se parezca todavía más a la tradicional. Esta es la receta que proponen:

  • Elaborar el té con 15 gramos de Sangría Tea, infusionado durante 10 minutos con 850 ml de agua a 95 grados.
  • Añadir azúcar (recomiendan 4 cucharadas, sugerimos mucho menos) y dejar enfriar.
  • En una jarra, combinar el té frío con zumo de media naranja, zumo de medio limón, una naranja en rodajas y una manzana, también cortada en rodajas.
  • Añadir bien de hielo en la jarra.
  • Si queremos versión con alcohol, bastaría con añadir 150 ml de vino tinto (bueno y ligero mejor) y 30ml de coñac.
  • Servir en copa con más hielo, y decorar con rodajas de naranja o lo que queramos.