Oct 032014
 

P1140048

Empezábamos la semana con espíritu otoñal y la terminamos reivindicando el verano y casi en bañador. Somos así de bipolares en estas fechas. De todos modos, igual que el helado, la limonada tampoco sabe de fechas y con octubre recién estrenado nos atrevemos con este invento: limonada con té helado.

La idea ni es nueva ni es nuestra. La descubrimos hace unos meses en la carta de bebidas de Shake Shack en Londres -sus hamburguesas en Nueva York tienen muy buena fama. La versión europea nos convenció menos- así que nos trajimos la complicada receta a base de limonada casera y té helado. Muy sofisticado, sí.

Continue reading »

Nov 122012
 

Sostiene Pereira que para preparar una auténtica omelette a las finas hierbas como la del Café Orquídea es necesario batir cuatro huevos, poner una cucharada de mostaza de Dijon y una pizca de orégano y mejorana. De la sal no dice nada, pero un poco no le va mal aunque la mostaza ya le da bastante fuerza.

Y para acompañar, por supuesto, una limonada natural. A ser posible, eso sí, en este caso mejor no seguir al pie de la letra la receta de Pereira: “la mitad del vaso de limonada y la otra mitad de azúcar”. Formas de elaborar una limonada hay muchas, desde lo más básico (zumo de limón rebajado con agua y un poco de azúcar), hasta cosas más elaboradas preparando antes un jarabe o versiones en plan bestia (triturar los limones enteros con agua, azúcar y hielos) que habrá que probar.

Continue reading »