Jun 082012
 

Esa clásica situación en la que seguramente todos nos hemos encontrado alguna vez: sales de casa camino a la oficina de Seattle donde has montado tu última start-up, envías desde el coche un mensaje para que el café se vaya preparando, llegas y… ¿cómo demonios distingues tú espresso de dos litros del que han encargado los otros?

Pues según descubrimos el otro día gracias a los amigos de Clipset este delicado problema ya tiene solución. O podría tenerlo si esta impresora Textspresso capaz dejar nuestro nombre -o lo que sea- grabado en la espuma del café mediante tinta comestible (esperemos) fuera algo más que un prototipo desarrollado por  ZipWhip para promocionar sus tecnologías y sistemas de mensajería.

Pero ahora que sabemos que existe algo así la pregunta es si seremos capaz de sobrevivir sin una de estas en casa o en el trabajo.

Be Sociable, Share!
Iker Morán

Periodista. Especializado en tecnología y fotografía, pero también cocinillas a tiempo parcial. Siempre anda con un par de cámaras encima y todavía no sabe muy bien si le gusta más cocinar, comer o hablar de comida. Posiblemente las tres cosas.

Ver todos sus artículos


 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>